8 may. 2015

Reseña: Todas las Hadas del Reino - Laura Gallego

Nombre: Todas las Hadas del Reino
Autora: Laura Gallego - Española
N° de páginas: 477
Sinopsis: Camelia es un hada que lleva trescien tos años ayudando con gran eficacia a jóvenes doncellas y aspirantes a héroe para que alcancen sus propios finales felices. Su magia y su ingenio nunca le han fallado, pero todo empieza a complicarse cuando le encomiendan a Simón, un mozo de cuadra que necesita su ayuda desesperadamente. Camelia ha solucionado casos más difíciles; pero, por algún motivo, con Simón las cosas comienzan a torcerse de forma inexplicable...
 Primer y Último párrafo del libro:
Primero:
"La reina observó con atención a la muchacha. Ella enrojeció y clavó la mirada en la punta de sus gastados zapatos. El príncipe, a su lado, hacía heroicos esfuerzos por mostrarse sereno y seguro de sí mismo."
Último:
"(...), dos criaturas mágicas que daban la espalda a los mortales para vivir en su propio mundo encantado para toda la eternidad."

Trozos varios y sin importancia:
Pág 178: "Cuando, varias horas después, Camelia se presentó por fin en la torre de Verena, sorprendió a su ahijada tratando de arrojar al gato por la ventana."
Pág 290: "El hada dejó escapar una amarga carcajada.
-¿No querías hacerme daño? -repitió-.¡Casi matan a Simón por tu culpa!"
Pág 401: "-Azalea se ha... se ha ido ¿verdad? -hipó Lila.
Orquídea asintió con gravedad."

Opinión: Muy altas expectativas, bajos resultados. Con esa frase puedo resumir mi lectura del último libro de Laura Gallego, y es, en realidad, una pena, porque Gallego es una de mis autoras favoritas, pero creo que este simplemente no es su mejor libro (aunque sí una de las portadas que más me gustan). 
Lo que pasa con Laura Gallego es que la mayoría de las veces al leer sus libros te ves involucrado en historias muy bonitas, que difícilmente se olvidan, ya sea porque dejan un corazón muy triste o uno muy alegre en el pecho después de leer la última página. Pues bien, con Todas las Hadas del Reino no tuve el placer de experimentar esas emociones, o ninguna emoción en realidad... Me esperaba un libro mágico, y me lo dieron. Me esperaba un libro lleno de cuentos de hadas, y eso obtuve. Me esperaba un libro que desbordara sentimiento, y ahí es donde todo falló.
El problema más o menos es este: no hay una línea que seguir. En toda la primera mitad del libro vamos a trompicones siguiendo a Camelia en su quehacer diario de hada madrina, sin saber muy bien a quién ponerle atención, y sin que nada emocionante pase jamás. Y luego, después de pasar las 200 páginas, cuando algo por fin se mueve en la historia, ya parece que estuviésemos leyendo otro libro y que la primera parte hubiese sido tan solo una introducción muy larga y tediosa. Como dos libros en uno, el segundo mejor que el primero, definitivamente. Lo malo es que a pesar de que la segunda mejor es notablemente mejor que la primera, uno no llega a encariñarse con los personajes como para que te importe lo que pase con ellos, porque como dije antes: no hay emoción, no hay sentimiento, no hay cariño.
Ah y en un comentario completamente improductivo, quiero decir que siento que el último capitulo sobra y arruina toda la última mitad del libro. (Esto lo digo por si alguien lo lee/lo leyó, y quiere mi opinión)
Pero ya, que no todo es malo. No sufrí leyendo el libro ni nada de eso, es solo que, de verdad, me esperaba una cosa totalmente distinta. Si obviamos estas cosas, el libro es bastante decente. Se lee relativamente rápido y combina los principales aspectos de los cuentos de hadas tradicionales, como princesas, bosques, magia, animales parlantes y príncipes apuestos. Además, es una historia muy original, cuyo único problema rádica en que puede volverse plana en algunos momentos. Solo digo que como fan de Gallego, no encontré en este libro lo que vine a buscar.
Me duele decir esto pero la verdad es que si me lo preguntan, no saltaría a recomendarles el libro (pero sí saltaría a recomendarles otros de la autora, sin pensarlo y ojos cerrados).

Puntuación:

6 comentarios:

Romana non roman dijo...

Pucha, con esto mis expectativas se esfumaron, le tenía harta fe a este libro porque todos hablaban maravillas de el y la portada es muy bacán, no lo compré ni nada pero participaba en todo concurso que se pusiera en mi camino donde este estaba de premio. Me leí los primeros dos capítulos y no me gustó, osea, no sé, era como no leer nada jaja en una de esas algún día lo terminaré, no sé.

PD: Me había topado varias veces con tu blog y acabo de darme cuenta de que eres chilena, así que me animé a comentar porque por acá lo que menos pillo son chilenos, estoy como maldita :c te psicopatié hasta twitter y por tu culpa me dieron ganas de comer sopaipillas jaja. >:(
¡Saludos!

PPD: La cosa para demostrar que no soy un robot me hizo seleccionar todas las pizzas que encontrara. Creo que te odio jkfgh.

dijo...

A mi ningún personaje me terminó de llegar exceptuando a Camelia. Y tal vez podría haber terminado de un modo mucho dramático si le quitásemos es último capítulo. Sin embargo me gustó bastante^^

Un saludo.

Irene Marijuan dijo...

¡Hola!

No he leído el libro, pero todo lo que dices de que al libro le falta sentimiento es lo que me imaginaba que me iba pasar a mi también.

Supongo que lo leeré porque me gusta mucho la autora, pero tengo bastante claro que no es ni de lejos su mejor libro.

¡besos!

María Antonieta dijo...

Las expectativas qué malas son! Qué pena que no te haya convencido del todo, yo no lo he leído.

Besitos

Yahira potter dijo...

Tengo ganas a leerlo aunque ya he visto que hay todo tipo de reseñas, para pasar el rato... hubiese sido perfecto para ahora época de exámenes pero soy pobre y cuando lo compre ya habrán pasado jajja
Un beso

Leyna dijo...

Yo lo tengo por leer, nunca he probado a la autora así que no sé con qué me encontraré xD He visto todo tipo de reseñas

Besooooos =)

Archive

Subscribe

Flickr